sábado, 11 de febrero de 2012

Algo positivo

Cuando se nubla el cielo y las paredes empiezan a temblar, es mejor mantener la firmeza y sentir la solidez dentro de tus huesos. Siempre hay puertas abiertas que nos llevan hacia habitaciones desconocidas, habitaciones que no son más que tesoros escondidos y ocultos. Es hora de reaparecer entre la oscuridad y resplandecer entre las sombras, para ser aliado de la lluvia y poder disfrutar de esos destellos de esperanza que nacen de una sonrisa o de una simple puesta de sol.

No hay comentarios:

Publicar un comentario