viernes, 2 de diciembre de 2011

Una mirada indiscreta

Cuando la vida pasa por delante de tus ojos, realmente te das cuenta de todo lo importante y desechas lo insignificante. Después de poder ver como la muerte nos acecha y nos mira de reojo, solamente puedo mirar al presente con orgullo y dar gracias por seguir vivo en esta jungla.

Solamente espero que vuelvas a nacer y que la vida te de otra oportunidad.

Mucha fuerza, tú puedes hermano.


No hay comentarios:

Publicar un comentario